Anuncios

VACACIONES EN COCHE CON GALGO

P7110123P7110121P7110119P7110114P6250057P6250056Casi tenemos encima las vacaciones estivales y quien más, quien menos las adapta para viajar con nuestras mascotas. Para todos aquellos que tengan intención de hacerlo así desde esta web les vamos a dar unos consejos para viajar con seguridad.
Cada vez son más los hoteles y sobre todo casas rurales donde se permite acudir con mascotas aunque siempre es conveniente comentarlo al hacer la reserva ya que en algunos lugares tienen un número limitado de plazas.
Primeramente comentar que sobre el transporte de animales de compañía, no hay nada específico, sólo el Reglamento General de Circulación explica que el conductor está obligado a mantener su libertad de movimientos, el campo de visión y la atención permanente a la conducción, y deberá cuidar especialmente de mantener la adecuada colocación de los objetos o animales transportados. Los agentes de tráfico podrán ordenar la inmovilización inmediata de vehículos en caso de que las posibilidades de movimiento y el campo de visión del conductor resulten peligrosamente reducidas por el número o posición de los pasajeros o por la colocación de los objetos transportados.
En el resto de los países europeos todo se asemeja y únicamente en Italia se menciona expresamente el transporte de mascotas. Su Código de la Circulación prohíbe llevar más de un animal domestico en el coche, y si se llevan, deben ir en una jaula o contenedor especifico, o en la parte posterior, separados por una red o medio análogo.
Así entonces la forma más segura de viajar con una mascota es llevándola en un transportín, como ésta es una forma que a la gente en general no le gusta mucho otras formas son, dependiendo del tipo de vehículo, en la parte trasera separados por una rejilla o armazón extensible, muy fáciles de instalar y de quitar o con un arnés especial que se vende en cualquier supermercado o tienda de mascotas que tiene un enganche específico para instalarlo en la ranura del cinturón de seguridad.
Antes de emprender el viaje hay que repasar las medicinas que tome habitualmente nuestra mascota y enterarnos de que enfermedades son más habituales en la zona donde pensamos ir a relajarnos por si es conveniente tomar alguna precaución. Vuestro veterinario es la persona más indicada para poneros al día. En el Levante y en la zona sur de la Península las enfermedades más comunes son la leishmaniosis y la erliquiosis, transmitidas por mosquitos y por garrapatas respectivamente.
Otras recomendaciones son:
– Si es posible, llevar la camita o cojín donde duerme habitualmente, se sentirá más cómodo aunque esté en un lugar desconocido.
– Comida, siempre es mejor que coma la misma comida de siempre.
– Un recipiente para comida y otro para agua.
– Bolsas de plástico para la recogida de excrementos, mantén limpio cualquier lugar. Respeta si quieres que te respeten.
– Correa y collar de repuesto. Nunca se sabe cuando se pueden romper.
– Cartilla de la mascota y chapa identificativa.
– Toalla extra. Por si tiene las patas sucias o está mojado. Se debe mantener limpia la habitación del hotel o casa rural.
Con estas recomendaciones esperamos que disfrutéis de vuestras vacaciones y volváis con ánimos renovados.

LA ESPERADA CARTA DE NERA

5854_1158262270003_1031145345_30462859_533061_nHola! Soy Nera, he puesto a mi secretario particular a que cuente mis batallas
mientras yo estoy despanzurrada sobre la alfombra, que tengo que descansar antes de
mi siguiente correría.
Como sabeis, ya soy del botxo desde hace un tiempito, y llevo unos tres meses
viviendo en las Siete Calles, en Barrenkale, donde quien no me saluda, se gira a
mirarme, ¡por algo soy la princesa Nerita!, aunque hay veces que como voy como una
bala oscura algún que otro se desnuca; ¡es que mira que sois lentos los humanoides!

Pues lo dicho, hará como tres meses que me trajeron a esta casa con mis amigos Soro
y Hankaluze, donde nos recostamos sobre mi nueva cama gigante los tres, más bien! y
cuando marcharon y me dejaron la cama entera para mi, mejor aún! y luego Joseba se
extrañaba de que no me quisiera marchar de mi nueva casita…

…Aunque en ella hay dos hombres con los que me toca compartir espacio, a los que
al principio me ha costado un poco acostumbrarme, porque mira que son mandones! A mi
que me gustaba tanto rebuscar entre los containers de la calle y apropiarme de los
curruscos de los panes que sobresalían de las bolsas y estos dos que no me dejan tú!
aunque en casa nunca me falta un plato ni agua, por lo que ya como tranquila y sin
ninguna prisa… aunque no renuncio a los pintxos y bocatas que encuentro por mis
bares favoritos (eso si, me estoy quitando del pan, que prefiero lo que le acompaña,
y así mantengo mi linea estilizada para cuando voy a la playa).
Mis dos nuevos compañeros de piso me pasean con sus amigos de un lado a otro, los
cuales dicen que se nota bien claro que la niña es adoptada, ahora bien, está por
ver si el dicho de que los dueños y los amos se acaban pareciendo hará adelgazarles
o si reventaré yo (mi empeño le pongo).

Pasadas unas semanas, mis dueños me dajaban tiempos muuuuuuy largos para mi, y como
me aburría en casa jugueteaba con lo que encontraba a mano. A mis compañeros de piso
creo que no les hace mucha gracia encontrar marcas de mis mordisquitos en ciertas
cositas pero a mi me da bastante igual, la verdad. Y además, he aprendido a comer
nueces y todo.

De vez en cuando me llevan a la playa, donde me encanta corretear, la primera vez
fue en Donostia, una noche con marea baja en la playa de la Concha, y me lo pasé de
bien! la gente me miraba hipnotizada con mis idas y venidas. Eso si, al agua no me
acerqué, que se movía mucho y sacaba ruido. La última vez que fui fue hace una
semana, en Sonabia, y esta vez sí que he nadado y he andado entre las rocas, y el
mar no me disgusta del todo, siempre y cuando esté con mis compañeros. Tambien me
llevan al campo, donde juego entre maizales y pastos. Por cierto que me apasionan
las vacas, me dejan hipnotizada!

Y no me pierdo los eventos de nuestro Pais, aunque los celebro a mi manera. Porque
aunque ladro a los indues y negros me llevaron al día de los Arroces del Mundo
contra el racismo, y allí me ataron junto a mis amigas Txipirona y Jacobo. Yo,
superheroina donde las alla, fui la más libertadora de todas las congregadas.
Primero corté la correa de Txipirona, luego la de Jacobo, y para acabar la mía.
FREEDOM FOR ALL!!

A %d blogueros les gusta esto: